La sucesión legal

La sucesión legal es la que se produce como consecuencia de la falta total o parcial de una sucesión ordenada válida y eficaz mediante pacto o testamento. Es denominada también sucesión ab intestato o intestada.

De acuerdo con este sistema de sucesión la herencia se defieren en primer lugar a los parientes de la línea recta descendiente, lo que significa que los hijos y sus descendientes suceden a sus padres y demás ascendientes sin distinción de sexo, edad o filiación, es decir, que no hay ningún tipo de preferencia ni, por lo tanto, discriminación.

El Código Civil indica que los hijos del causante heredan siempre por su derecho propio y la herencia del mismo se divide en partes iguales. Por otro lado, los nietos y demás descendientes heredan por sustitución legal o derecho de representación en los casos y forma previstos por la ley dividiendo por estirpes la porción correspondiente a su ascendiente.

Este sistema prevé también la ausencia de hijos o descendientes y determina que en tal caso la herencia se defiere al padre y madre por partes iguales, salvo que uno de los padres haya fallecido previamente, pues en ese caso la parte correspondiente acrecerá al otro progenitor.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE