El beneficio de inventario

El beneficio de inventario es un medio que pone la Ley a disposición del llamado a la herencia para que la misma quede sometida a una administración y liquidación separada, hasta que se hayan extinguido todas las deudas y cargas de la herencia.

La finalidad de esta figura parece que es la intención de evitar la confusión de patrimonios y salvar la responsabilidad del heredero con sus propios bienes.

La consecuencia es que la responsabilidad del heredero sobre las deudas y cargas de la herencia se limite a los bienes de la herencia.

El sujeto del beneficio de inventario es el instituido heredero bien testado o intestado tal y como establece el artículo 1010.1 del Código Civil. En el caso de la existencia de una pluralidad de herederos, se entiende que cada uno de ellos podrá aceptarla a beneficio de inventario.

La aceptación a beneficio de inventario se realiza según lo recogido por el artículo 1011 del Código Civil ante Notario o por escrito ante el Juez competente.

El plazo para solicitarlo es variable en función de si tiene o no en su poder los bienes de la herencia y es necesario que se realice un inventario exacto de estos.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE